NOMADAS.1 | REVISTA CRITICA DE CIENCIAS SOCIALES Y JURIDICAS | ISSN 1578-6730

Los límites del individuo y la sociedad post-moderna
[Eva Torres Torres]

    Esta sociedad actual , este momento en que nos encontramos , o sociedad postmoderna , aquì en Occidente, establece situaciones y mapas de vida al individuo , que si bien no tienen  comienzo ahora  , sì  estàn cobrando tintes y grados de exageraciòn desde mi punto de vista , poco saludables para el ser humano. Pretendo enfocar los problemas que veo hoy en la sociedad , desde una mira casi antropològica ¿hasta dònde llega el ser humano?.

    El eje central de mi análisis parte de la virtualidad. Virtualidad como una de las señas máximas de identidad de la actualidad. Lo virtual - lo que tiene virtud para realizar un acto aunque no lo  produzca – en un principio se nos aparece como lo hipotético , lo imaginable o posible , pero no real . Sin embargo habrìa que hacer un a nueva lectura del concepto . Porque què màs real , finàlmente producido y con màs vigencia hoy , que esta virtualidad por  la que somos cada dìa capaces de cruzar la frontera de lo antes soñado e imposible.

    Desde el uso del teléfono (ya antiguo invento)- con el que podemos comunicarnos y escucharnos a pesar de que no estemos- , la prensa con la poder conocer el devenir de asuntos , personas y lugares que jamás han formado parte de nuestro campo de acciòn real ,de nuestra vida en definitiva.

    Somos seres cada vez màs de la imaginación y de la traslación, pues hemos trasladado  nuestro punto de vista mucho màs allà de nosotros mismos ,y nuestra inmediatez y pequeñez. No hay màs que ver la relevancia que èsto toma  , que ya desde los propios cimientos de la personalidad se nos pone , se nos enseña a ser persona y se nos educa dentro de esta condición de lo virtual.
Por poner un ejemplo concreto y personal ; en la educación de alguien , aspectos de esta virtualidad pueden desempeñar papeles formacionales , que tradicionalmente ocupaban la familia o la sociedad màs inmediata al individuo, la escuela... Sin ir màs lejos , èsto ocurriò entre Paul McCartney yo , y es que ocurre que un “personaje” , se te aparece y puede llegar a influirte fuertemente en un momento de tu vida que eres màs absorbente e influenciable. ¿Y què se yo si quiera si este personaje realmente ha existido alguna vez?.

    De modo que me planteo la maldad o bondad de que modelos teóricos (aunque siempre han existido , tambièn en la literatura) puedan cobrar tal relevancia . Con la diferencia de que hoy , respecto a las historias de los juglares de la edad media ,que el bombardeo es constante e inabarcable ,ocupando tales huecos ,que verdaderamente a veces se pierde la noción de realidad e irrealidad.

    Si a esto le sumamos el poder que la transmisión de conocimientos , ideas o imágenes sobre el pópulo, tiene para enriquecercerse entonces aparece el fenómeno de la masiva manipulaciòn de la información  , pues información  es igual a poder .  Èsto crea una constante sensaciòn de escepticismo dañino e inseguridad e incertidumbre frente a la realidad . Y es que  hasta cierto punto -  pues aùn tienen vigencia mecanismos màs elementales e importantes de comunicación , como la conversación tù a tù – lo que la sociedad piensa es lo que los medios de comunicación masiva difunden.

    Además los noticieros parece que se las apañan para traslucir una visión catastrofista del mundo ,sobre problemáticas que nos van enormes a cualquiera de nosotros , generando una mentalidad de culpabilidad por nuestra comodidad ,junto con la frustración de no poder hacer nada  , que para empezar no sòlo no sirve de nada , sino que genera ansiedad e idea del mundo del todo apocalíptica. Lo creo asì  por la capacidad que a veces tienen para sacar la visión siempre màs sangrante y terrible de las cosas por ejemplo a travès de imágenes de crudeza gratuita.

    Los medios de comunicaciòn,  con  su apariencia de seriedad, parece como si fueran la voz de la verdad y la objetividad . No hay màs que ver por ejemplo el caso de las mujeres maltratadas . Se  ha creado una especie de “moda” (y no quisiera frivolizar sobre el tema) por la que de repente ,en cuestión de un año, todos los hombres se han vuelto locos y les ha dado por  maltratar a sus mujeres , cuando es un problema que ha existido toda la vida .

    Por supuesto no dudo de la cantidad de males que pueblan el mundo, ni de nuestro deber moral para con esos problemas y el derecho a la información.

    Lo que defiendo es , un mayor alejamiento y crìtica de la profesión periodística , que no olvidemos tiene como una de sus máximas , el crear la noticia de donde no la haya (decir que el niño mordió al perro  , en vez del perro al niño).Y no seguir con esta especie de dogmatizaciòn y sacralización de toda la información que nos llega , que primero , ni toda es cierta , ni es completa, es interesada, y no tiene un verdadero interés ni cariz como para convertirse en la màs importante fuente de transmisión de “saberes” en la sociedad.

    Además que en cierto modo, la visión apocalíptica que dan los medios creo que es el modo fàcil en que Occidente se hace responsable y se martiriza de sus males y su culpa , pero sin embargo no ataca por medio de las vìas de acciòn política intergubernamental que puedan realmente ayudar a solucionar los problemas.

    Creo que esta sociedad va progresivamente generando seres humanos de peor calidad. La persona es màs humana en cuanto padece los males y las virtudes del ser humano, y los padece de verdad ,en sus carnes , no sirve que simplemente se lo hayan contado o lo haya visto en la tele. Las experiencias y vivencias directas son las que nos hacen verdaderamente aprender màs sobre la vida y entender muchas de las situaciones . Para bien o para mal el ser humano no asimila verdaderamente hasta que no lo sufre, puede creer y aparentar  que sabe sobre algo y no ser asì. Sentimientos como el dolor , el amor ,la compasión ,no se pueden reducir a meros conceptos inteligibles , no  lo son , sino que son conceptos sensibles , que verdaderamente no se conocen hasta que se sienten y padecen , no se asimilan por mera explicación ,como el que explica una fòrmula matemàtica. Yo puedo hablar del amor , teorizar sobre èl , ver muchas películas de enamorados , pero seguirà siempre siendo un amor virtual. El vivir y padecer es lo que nos hace ser verdaderamente humanos .

    Pero nos estamos convirtiendo en seres demasiado teóricos y pasivos , siempre manejando informaciones lejanas y abstractas ( y no me refiero al discurrir filosófico científico o artístico , bastante màs serio  necesario y natural). Me refiero màs al àmbito de la vida màs real y cotidiana. Hoy ya no comentamos sobre la vecina del cuarto , con la que en un momento podemos discutir sobre nuestras diferencias, sino sobre el novio de la Carolina de Mónaco,  temáticas a kilómetros de distancia de nosotros  y sin posibilidad de tener un verdadero conocimiento , cercano y profundo, lo que convierte en fácil la crìtica infundamentada , y nos hace ser màs mezquinos muchas veces y sobre todo menos humildes, porque la realidad y el verdadero acontecer y padecer de las situaciones es lo que nos hace aprender màs profunda y honestamente.

    El ser humano necesita , la acciòn , el trabajo , la manipulación real de su entorno y su realidad, lo que le hace sentirse en mayor simbiosis y màs útil con lo que le rodea. Reconozco que puede  parecer una idea algo arcaica , pero creo que el humano tiene sus  lìmites.

    El humano necesita màs certidubre en su vida , de la que gozamos actualmente. A cambio de haber conseguido la libertad total de conocimiento y de mentes, de actos,  de información , en el fondo estamos màs vacíos que nunca,  somos màs inhumanos que nunca.

    No estamos capacitados , o al menos no de èste modo para ordenar y sacar provecho a tanta información . Vivimos en la era del relativismo y del pluriperspectivismo total. Hacen falta màs moral y màs esquemas profundos en los que basarnos.. En cierto modo la persona humana necesita su pequeño lugar en el mundo en el que sentirse útil , sentirse dueño y posesión de èse terreno y èsa realidad. Tampoco estoy diciendo que tengamos que volver a la edad media y la agricultura de abastecimiento . No se trata de un retroceso , sino de retomar lo bueno amoldándolo al sino de los tiempos , para no caer en los mismos problemas que durante toda su historia, sino que por el contrario sea capaz de releer el pasado tener visión històrica ,para junto con las innovaciones y lo aprendido acercarnos cada vez màs a un mundo mejor.

    Pero  ¿existe un mundo mejor?. La perfección no existe, pero sì la mejora en la medida de lo posible de las a circunstancias , que supongo es lo que buscamos. Pero,¿ hacia dònde vamos? , a veces èsto no parece  màs que una carrera frenética hacia algo màs y màs , pero no se sabe el què .. La humanidad no hace màs que evolucionar y evolucionar sin ningún rumbo, y el problema es que no tenemos claro què es lo que queremos ni en qùe creemos, nos falta conciencia històrica .

    Creo que el ser humano es al mismo tiempo un ser finito e infinito , de modo que se puede estirar mucho y desarrollar culturas diametrálmente opuestas e inimaginables anteriormente , haciendo que lo que en un tiempo se creyó imposible - ir a la luna , la libertad sexual , las sociedades del bienestar-  ,el hombre desafiando las propias fronteras de su intelecto y su cultura las hace. Pero tambièn creo que hasta cierto punto somos finitos , y que es importante que nos demos cuenta de ello.  Y aunque suene muy mal , ser màs conformistas y humildes. La tan buscada felicidad, ¿porque supongo que en definitiva es èso lo que buscamos no? està en nuestro interior , aunque suene tìpico y melancòlico, en las cosas màs pequeñas y simples estàn las màs importantes de la vida. Lo que no quiere decir que èsas cosas  ,sean fáciles de conseguir ni que la vida sea fácil , pues el ser humano es complejísimo.

    Nuestra sociedad es del cambio ,de la innovación , de la innovación como rutina y a veces no nos planteamos por què innovamos. No cave duda que la culpa la tiene esta sociedad del materialismo y de la falta del ser interior , todo lo buscamos ahì fuera. Creo es necesario un retroceso en èse sentido. De acuerdo, el hombre ha conseguido cosas impensables a nivel instrumental, pero ya es hora de ocuparnos , de nuevo , de vuelta  -lo que no tiene que suponer una marcha atrás en la historia- y acercarnos al mundo interior , del bienestar personal ,de la espiritualidad ,y de lo moral.

    Realmente pienso que si no cambiamos el rumbo ,  vamos un poco desencaminados.


COLABORACIONES - COPYRIGHT | SUGERENCIAS | REGISTRO DE LECTORES | LISTA E-MAIL | FORO

<<< NÓMADAS.1